Dios inca Viracocha, mito, historia y características

El dios Viracocha o también conocido como Viracocha o Huiracocha, es la deidad principal dentro de la mitología Inca, o la región andina de america del sur, para ser más específicos.

 

Dios Viracocha

 

Esta deidad según se cree, tiene un carácter creador y un papel fundamental en el diseño y origen del mundo que conocemos, según las historias. Se le suelen atribuir nombres como el dios de los bastones o el dios del sol.

En sus representaciones se le asocia al agua, la luz, el sol, la fertilidad, la creación y la destrucción de las cosas. Estas características fueron claves a la hora de que el cristianismo aplicara la conversión en tierras Incas, ya que Viracocha fue utilizado como ejemplo de un “Dios creador” para llegar a los indígenas.

 

Significado del dios Viracocha

 

El significado del nombre de Huiracocha o Viracocha es “espuma de mar”, lo que irónicamente establecería su origen de las palabras wira y qucha, que significan grasa o espuma y extinción de agua, respectivamente.

La controversia que existe con respecto a la pronunciación de su nombre real, data de la conquista y expansión española en suelo americano, donde el español se encuentra en pleno desarrollo y el uso de la “v”, a veces era indistinto para la pronunciación de la vocal “u” y a veces de la letra “w”.

Apartándonos de este pequeño paréntesis, el nombre de Viracocha parece venir de su leyenda principal, en la cual este ser surge de las aguas para traer luz al mundo, junto con sus sirvientes. Pero la manera en que sale este del mar es “caminando sobre las aguas como la espuma”, recibiendo de ahí su nombre.

 

Leyenda de Viracocha Inca

 

Cuentan las leyendas que en el mundo solo había oscuridad hasta sus confines, hasta que desde el centro del lago Titicaca emerge una criatura similar a los humanos, que vendría siendo Viracocha, junto con sus sirvientes.

Estos caminan sobre las aguas, mientras que el mundo se ilumina gracias a la presencia de esta deidad. Viracocha engendra entonces a sus tres hijos Mama Quilla, Inti y Pachamama, además de crear a los primeros humanos.

 

Leyenda de Viracocha

 

Pero resulta ser que los humanos no fueron la creación perfecta, siendo criaturas torpes, desobedientes y con aspecto de gigantes, terminaban destruyendo más de lo que creaban y Viracocha entró en cólera.

Es entonces cuando decide enviar un diluvio para que destruya a toda la creación luego de convertirla en piedra, para engendrar una mucho mejor, más inteligente y servicial con el mundo que lo rodeaba. Pero antes, Viracocha salva a Mano Capac quien era hijo de Inti y a su hermana Mama Ocllo, quienes serían los modelos perfectos para la nueva creación.

Una vez que ya todo está dispuesto y los antiguos gigantes destruidos, viracocha se dispone a enriquecer el mundo y es entonces cuando crea las estrellas, la luna, las plantas y todas las demás creaciones menores.

Teniendo ya a los humanos, viracocha se esfuerza por enseñarles sobre muchísimas cosas. De esta manera, los hombres aprenden a trabajar la tierra, a identificar las plantas, a cuidar de ellos mismos, a realizar rituales y demás cosas.

Pero los humanos insisten en sus errores y al solo conocer cosas buenas y sabias, desafían y se burlan de su dios, a lo que este responde haciendo llover fuego, que luego el mismo apaga arrepentido. Al ver esto, los humanos entienden que están ante su dios y deciden adorarlo.

Tiempo después, cuando Viracocha se siente satisfecho con lo que ha enseñado, decide desaparecer, tomando apariencia totalmente humana, viviendo entre los hombres para aparecer en los momentos de crisis en forma de personajes ilustres, cada vez que se necesite.

 

Esto seguramente te interese:

 

Características del dios Viracocha

 

Como hemos dicho antes Viracocha es uno de los principales dioses Incas. Este se muestra o se dibuja para los incas como un hombre de estatura mediana, de características europeas, con túnica blanca, ojos claros y tez clara. Aunque dentro de la iconografía se suele ver como un ser con corona que trae a luz o una corona iluminada mientras porta un bastón en cada mano. Finalmente podemos ver en su rostro lágrimas, que simbolizan su potestad sobre las aguas.

Puede que gran parte de estas descripciones pueden tener raíces en la iglesia católica o en los misioneros del cristianismo que llegaron a la región andina, quienes como ya comentamos anteriormente, en su proceso de conversión religiosa, consideraron mucho más factible vincular a Dios con su deidad.

De esta manera, alguna de las historias que engloban la mitología de Viracocha seguramente absorbió, en algún punto, gran parte de las historias que componen al cristianismo.

Es válido decir que las características de Wiracocha entonces son una mezcla del verdadero dios Inca, con la versión “conversa” cristiana. Se cree que antes de la llegada de los españoles, la región andina de américa del sur se encontraba bajo una calidad de adoración politeísta y no fue hasta su llegada que se corona al dios del sol Viracocha, como dios “creador”, para facilitar la adaptación.

 

Deja un comentario