Dios Baco, el dios del vino, mitología, historia y culto

El dios Baco es uno de los dioses principales de la antigua mitología romana, fue un dios muy importante, considerado el dios del vino y la vegetación, del desenfreno y del éxtasis, quien tenía la capacidad de liberar a las personas a través del vino, induciéndola hacer y a decir cosas que por sí solos no son capaces.

 

dios baco vino
Dios Baco

 

Baco es uno de los hijos de Zeus con una de sus tantas amantes, la humana Semele, quien sufrió la ira de la diosa Juno (esposa de Zeus), tenía la tarea de vengarse de todas las amantes de Zeus y de todos los descendientes que el dios del rayo tenía con esas amantes.

Esta deidad era amable con quienes lo adoraban, incluso enseño a los mortales a como cultivar la Vid y a preparar vino, pero quienes lo despreciaban a él o a sus cultos y rituales de orgias, les inducia el caos y la destrucción, pero a sus seguidores los inducia en un estado de locura llenándolos de una fuerza sorprendente.

 

Representación del dios Baco

 

Baco al ser el dios del vino, es representado como un hombre joven portando una copa de vino en una de sus manos y en la otra lleva un racimo de uvas, esta deidad siempre fue personificado por su espíritu liberador y alegre.

Al igual que muchos otros dioses Baco se caracterizaba por ser simbolizado con algunos animales como la cabra, el toro, el asno, el leopardo, la pantera y el cerdo, e incluso las plantas también eran símbolos de este dios, plantas como la hiedra, la rosa, el roble, la vid y la higuera.

 

Mitos del dios Baco

 

Quien era el dios baco
Mitos del dios Baco

 

Al ser uno de los dioses más importantes de la cultura Romana, son muchos los mitos y leyendas que atesoran al dios del vino y queremos mostrarte lo más relevantes, estos mitos son:

 

  • Nacimiento del dios Baco

Su nacimiento tiene diferentes versiones, pero la más relevante o la de mayor importancia nos cuenta que, Baco es hijo del dios Júpiter, este dios se enamoró de una humana llamada Semele la hija del rey de Tebas.

El dios Júpiter bajo al mundo de los mortales en forma humana y mantuvo una relación con Semele, quien quedó embarazada de este dios, poco después Juno la esposa de Júpiter se enteró de su infidelidad y como era una diosa muy vengativa, adopto la forma de una anciana y se dirigió a Semele.

Juno le dijo que ese humano no era Júpiter y que la había engañado solo para tener relaciones con ella, de esta forma sembró la duda en la mente de Semele, quien le pidió a Júpiter que se mostrara en su forma divina como el dios que era, Júpiter le insistió en numerosas ocasiones que no le pidiera eso, ya que él sabia las consecuencias de ese acto.

Fue tanta la insistencia de la mujer humana que el dios Júpiter termino aceptando su petición y se mostró ante ella en todo su esplendor, rodeado de rayos y truenos, rayos que le causaron la muerte a Semele y así Juno logro cumplir su venganza.

Pero Júpiter al ver el cuerpo de su amanté muerta, sintió lastima por su hijo, por ese motivo lo extrajo del vientre del cadáver de su madre y lo cosió en su propio muslo, donde se formó por completo hasta nacer, por este motivo Baco es conocido como el dios que nació dos veces.

 

  • Juventud del dios Baco

Luego de que Baco naciera, fue cuidado un tiempo por su tía Ino quien se había apiadado de él, pero luego Júpiter puso el cuidado de su hijo en mano de las Ninfas y de Sileno (Sileno era un anciano que siempre estaba ebrio pero que era muy sabio) para que Juno no lo encontrara y no pudiera desatar su ira sobre él, luego de que Baco fue creciendo descubrió la viticultura, el vino y como prepararlo, secretos que luego expandió por todo el mundo, enseñándole a los mortales a como cultivar el vino y a como extraer su preciado jugo.

Aunque cabe mencionar que varios reyes y príncipes se opusieron a esta enseñanza, ya que temían a la locura y al desenfreno que el vino podía ocasionales.

 

  • Secuestro de Baco

Baco cuando era un hombre joven era muy atractivo, un día se encontraba sentado en la orilla de una playa adoptando la forma de un humano, como era muy atractivo fue confundido como un príncipe por piratas, estos pensaron que si lo secuestraban podían venderlo como esclavo o simplemente pedir un rescate y así obtener mucho dinero.

Pero cuando subieron al dios Baco al barco, los marineros no podían sujetar al dios, quien se transformó en un león formidable y arrojo un oso en el barco, este oso acabo con la vida de muchos marineros, pero hubo muchos que asustados saltaron por la borda al mar, estos últimos fueron convertidos en delfines por el dios Baco.

El único marinero que quedo con vida fue Acetes, fue el único que reconoció a Baco y desde un principio intento calmar a sus compañeros para que no intentaran secuestrar al dios.

 

Esto seguramente te interese:

 

Culto al dios Baco

 

era uno de los más importantes dentro del panteón romano, este tenía sus propios rituales y cultos denominados Bacanales.

Los Bacanales eran celebraciones que se realizan en honor a esta deidad, pero estas se realizaban en secreto y consistían en grandes fiestas, donde el vino estaba presente en forma abundante y donde todos bebían sin parar, se dice que en un inicio estas fiestas eran solo para mujeres, pero poco a poco se fue incorporando la participación de los hombres.

Estas grandes fiestas eran celebradas 5 veces al año, donde todos consumían vino sin parar, hasta liberarse y que la locura se apoderara de ellos e incitados por el éxtasis se formaban grandes orgías en honor al dios Baco.

 

Deja un comentario